James james y más james

James Rodríguez no tenía cara de buenos amigos, salió disgustado del campo, tras la pérdida del Bayern Múnich, 1-2, a manos del Real Madrid, en la ida de la semifinal de la Liga de Campeones.
“Tuvimos un buen juego, pero quería ganar. Quedé con mucha bronca, porque hicimos un partido bueno. Madrid no tuvo chances, pero con dos errores nuestros se llevaron el resultado; pero así son ellos, son un equipo que tiene mucha jerarquía”, aseguró James al final del partido’.
Descubre las camisetas de Fútbol de las selecciones del mundial 2018,llevatelas al mejor precio
Rodríguez advirtió que el equipo se desempeñó bien durante los 90 minutos. 
“Hicimos un partido con mucha intensidad, con ganas, muchas opciones”, recalcó.
El colombiano se vio activo en el campo de juego, a pesar de que el Real Madrid les pasó por encima.

“Estamos ahí, todos tenemos claro que va a ser un partido duro, pero tenemos siete días para estar a tope. Tenemos calidad en este equipo también”, aseguró. 

Y agregó: “Todavía tenemos siete días parara preparar el otro partido. Ya está. Hay que hacer goles. Ellos han tenido dos y han hecho dos. Hay que tener eso también”.
Encuentra las botas de futbol que mas se adapte a tus características
Sobre un hipotético regreso al Real Madrid, club que lo cedió al Bayern Múnich, que “del futuro nadie sabe” y que “lo único” que sabe es que estoy “bien aquí”. 

“No sé. Nadie sabe lo que va a pasar. El presente mío es el Bayern y creo que estoy pasando por una buena fase. Hay que pensar en todo lo que es el presente. Del futuro nadie sabe. Lo único que sé es que estoy bien aquí”, dijo a beIn Sports.
Saber esperar, saber atacar, saber anotar. Así fue como Real Madrid sacó un valioso triunfo en tierras alemanas, al vencer 1-2 en el partido de ida de las semifinales de la Liga de Campeones sobre Bayern Múnich. No fue el mejor partido, pero sí el más inteligente para acercarse a una nueva final.
Bayern Múnich ha hecho de todo para lograr el empate, pero la clave para seguir abajo en el marcador es clara: no tiene definición. De todo lado a pateado y hasta debajo del arco ha errado. Lewandowski se ha retrasado para buscar el balón y esto ha hecho que no sea el finalizador.
Real Madrid es un equipo peligroso al que nunca se le puede dar espacios. Bayern Múnich subió sus líneas para ir por el resultado, pero así dejó espacios atrás. Al mejor estilo del equipo español se fue adelante. Fulminante contragolpe para que Asensio adelante a su equipo en el marcador.
El equipo alemán hace eje de su juego a James. El volante colombiano comienza a generar ideas y jugadas asociadas desde su propio campo. Así Ribery siempre tiene la posibilidad de atacar la banda derecha. Carvajal no ha tenido la posibilidad de poder estar tranquilo en la defensa.

Partido de mucha tensión. Ambos equipos jugaron con muchas precauciones en el primer tiempo, a no cometer errores. Con mucho tráfico en el medio campo. Bayern, que perdió temprano a Robben, mantuvo el dominio del balón y se fue arriba en el marcador. Pero en su mejor momento, no supieron resolver para aumentar. Le dieron vida al Madrid que en su primera aproximación les anotó el empate, a través de Marcelo,